Ni estudiaba, ni trabajaba, el presunto asesino de Anayetzin 

Omar Arreola llego hace tres meses al departamento en donde se cometió el crimen, por conducto de su padre que era el encargado de mantenimiento

Redacción: MX Político

Ciudad de México.- El presunto asesino de la joven Anayetzin, Omar Arreola, no trabajaba ni estudiaba y de acuerdo con el testimonio de los vecinos del domicilio donde fue encontrado el cuerpo sin vida de la chica el domingo pasado, el joven había llegado allí apenas hace tres meses por conducto de su padre quien era el encargado de mantenimiento del edificio.

El padre de Arreola le dio asilo a su hijo en dicho espacio al encontrase deshabitado por lo que no pagaba ninguna renta. Los vecinos manifestaron que el poco tiempo que convivieron con él, les pareció que era un joven extrovertido, bien portado, amable y educado.

Con respecto a Anayetzin dijeron que era una chica  introvertida, por lo que casi no tuvieron relación con ella, al menos una o dos veces por semana visitaba a su pareja sentimental. Hasta que pasado viernes los vecinos sospecharon que algo ocurrió en ese lugar, pues familiares de la joven entraron a ese domicilio buscándola.

 En su desesperación  los parientes de Anayetzin al no saber del paradero de la joven, estos gritaban que los dejaran pasar y revisar que el novio no la tuviera escondida o amenazada. Ante dichas demandas el administrador del inmueble les comentó que no había nadie. Pero confirmó que había visto entrar a Omar y a ella, pero les perdió la pista.

El hombre  para evitar problemas les abrió el domicilio; entraron, revisaron las habitaciones, los baños y el patio sin tener resultados favorables. Dos días después, policías y peritos de la procuraduría capitalina investigaron más a fondo y la encontraron en un clóset. Incluso los vecinos apuntan que  no entienden cómo la mató, porque nadie escuchó nada, ni un grito pidiendo ayuda. 

ejra

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto