El Castillo: AGUA Y MINERÍA

Redacción MX Político.- La minería no es responsable del desperdicio de agua para consumo humano ni la derrocha en sus procesos, ya que sólo gasta el 0.7 por ciento del consumo nacional. Incluso hay operaciones que funcionan al 100 por ciento con agua procesada y se están incorporando, de manera paulatina, plantas de tratamiento de aguas residuales y en algunos se utilizan aguas negras. Con el ahorro de agua para consumo humano en las labores mineras,  se ha prestado el servicio de agua potable a la comunidad circundante, además de que se colabora con ellos para construir infraestructura y conservación del medio ambiente.

Además del cuidado del agua, la industria minera produce y siembra 4.5 millones de árboles anuales y en el 2018 se destinaron 131.5 millones de dólares en acciones de medio ambiente, más otros 20 para proyectos de energía limpia. Sin negar que prevalece el desperdicio de agua, mucho de este recurso se va a la agricultura, en más del 70 por ciento, según datos de la CONAGUA, poco más del 14 por ciento al abastecimiento  público y un porcentaje mínimo al consumo de la minería. Por ejemplo, de acuerdo al Sistema de Aguas de la Ciudad México, el desperdicio de agua se estima de un 35 a 40 por ciento por fugas, agua no contabilizada y el clandestinaje. Además el consumo excesivo en algunas industrias como la refresquera, cervecera o automotriz.

En el caso de la minería, aunque su consumo es mínimo, está el reto de disminuirlo mediante reciclaje, reutilización y tratamiento de aguas residuales.

L. Arellano.

Tu opinión es importante

Minuto a Minuto

Minuto a Minuto